rellenos nórdicos de plumón

Rellenos nórdicos de plumón, los más abrigados

Cuando la temperatura desciende y llega la hora de dormir nada mejor que contar con buenos productos para la ropa de cama, ya que este es un punto muy importante para no enfermarnos, porque como sabemos, la temperatura y las defensas al dormir, bajan.
Los rellenos nórdicos de plumón son los más valorados de todos en el mercado de los nórdicos. Estos están confeccionados con plumas de animales, y de más está decir que son los más abrigados, aunque también los de fibras sintéticas abrigan, pero no tienen la aceptación de los de plumas.
Estos rellenos nórdicos de plumón los conseguimos en las casas de venta de cubrecamas, mantas, y abrigos especiales para las camas, y en la Web, en donde los encontramos en variados diseños, hechos para cada tipo de decoración.
Es importante sentirse muy cómodos en la cama y mientras dormimos, porque de ello depende el descaso para prepararnos para el nuevo día, es por ello que el mercado, y las empresas se esfuerzan por conseguir productos de primera línea, como estos.
Los nórdicos son ligeros, por lo tanto cuando nos acurrucamos en la cama, no sentimos ni frío ni el peso extra, procurándonos el mejor de los sueños, en las noches más frías del invierno.

Las ventajas de usarlos

Los rellenos nórdicos de plumón son realmente los mejores aislantes térmicos, creando una barrera realmente infranqueable contra el frío, y la humedad, pero tienen la particularidad de ser más caros que otros, y esto es debido a que las plumas del animal son las del pecho y es una zona muy pequeña, por lo que cuando se necesitan hacer nórdicos de dos plazas, es mucha la cantidad de plumas que se necesitan para rellenarlos.
Otra de las cosas que son muy importantes en estos nórdicos de plumas de ganso, o de otras aves, es que todo depende de la cantidad de plumas que tengan, es decir el gramaje en metros cuadrados.
Pero los de plumón no pesan nada, en comparación con los de fibras sintéticas, lo que los hace muy requeridos.
Los precios suelen ser más caros, en casi un doble, o un triple del valor de los de fibras.
Son una compra muy acertada los rellenos nórdicos de plumón ajustables, para los más chicos, que tienden a destaparse por las noches, porque al ajustarse mediante los elásticos, una vez colocados no se mueven, creando un sector muy caliente y apto para descansar por las noches de más frío.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.